Niños perfeccionistas

Niños perfeccionistas

Niños perfeccionistas

En este texto destinado a los niños perfeccionistas se exponen ideas y orientaciones para asesorar a padres y ayudar a aquellos niños que presentan este tipo de comportamiento mediante los siguientes puntos:

1. Qué es el perfeccionismo.

2. Señales indicadoras de la existencia de un comportamiento perfeccionista patológico en el niño.

3. Estrategias que ayudan al niño a superar el perfeccionismo.

 Niños perfeccionistas-3Niños perfeccionistas

 QUÉ ES EL PERFECCIONISMO

El perfeccionismo consiste en la tendencia a establecer pautas muy elevadas en todo lo que se realiza en la vida. Si las expectativas que el niño se propone son realistas, el perfeccionismo es bueno, pues hacen que al niño le importe su trabajo y se esfuerce por conseguir los mejores resultados.

En cambio, cuando las expectativas no son realistas, suele desencadenar como consecuencia ansiedad, insatisfacción y frustración ante la incapacidad de alcanzar dichas expectativas.

En los niños perfeccionistas suele ocurrir que dedican gran cantidad de tiempo a realizar sus trabajos y actividades, por la necesidad que sienten de hacerlas del modo perfecto que ellos las conciben. Como consecuencia del tiempo empleado, no suelen terminar todas las actividades.

El niño perfeccionista

 INDICADORES PARA DETECTAR EL COMPORTAMIENTO PERFECCIONISTA PATOLÓGICO EN EL NIÑO

1- Tendencia a revisar varias veces el trabajo realizado, ante la preocupación de lo que podría suceder si se pasa por alto algún error.

2- No revisar los trabajos una vez terminados, ante el miedo a encontrar errores, lo cual implicaría un gran esfuerzo y dedicación de tiempo para subsanarlo de forma perfecta.

3- Leer y releer varias veces cada párrafo de la lectura, por miedo a olvidar el significado exacto de lo que se está leyendo.

4- No leer nada absolutamente, por lo que esto implica de dedicación al tener que hacerlo de una forma perfecta.

5- En la lectura o escritura de textos y en las conversaciones con los demás existe la preocupación de que le entiendan y no interpreten inadecuadamente el significado de sus palabras.

6- A la hora de escribir o redactar existe una insatisfacción con el resultado y, a pesar de revisar varias veces el texto, nunca se siente satisfecho. Emplea mucho tiempo en buscar las “palabras perfectas”.

7- Al acometer una actividad o estudio suele emplear más tiempo en preparar el material necesario, reunir todo lo que necesita y acomodar el lugar que en realizar lo que se había propuesto.

8- Pasar tanto tiempo buscando el tema perfecto para hacer un trabajo, que nunca se llega a realizar éste.

9- Propensión a realizar las mismas preguntas de forma repetida, aunque con distinta forma para asegurarse de que ha obtenido la información deseada de forma correcta.

10- Tendencia a posponer ciertas actividades, por considerar que no tiene el tiempo suficiente que debería emplear para hacerlas, con lo cual no las realizan nunca.

Niños perfeccionistas-4

ESTRATEGIAS QUE AYUDAN AL NIÑO A SUPERAR EL PERFECCIONISMO

1- Permitir al niño cometer errores, fallar y equivocarse. Hacerle ver la importancia de los fallos, puesto que de llos se aprende una experiencia positiva. Repetirle todas las veces que sea necesario: “No tengas miedo de cometer errores”

2- A nadie le gusta cometer errores, ni tampoco recordarlos. Por lo tanto aceptar los fallos de nuestros hijos como algo natural con nuestro lenguaje verbal y no verbal. Evitar los lloros, las críticas, juzgar o ridiculizar.

3- Una de las estrategias que ayudan al niño a salir de un posible fracaso o derrota es pensar que no está derrotado. Por ello no empleemos nunca la palabra “error” o similares cuando esto ocurra. En cambio se pueden utilizar otras palabras más positivas que la sustituyan, como “dificultad”, “accidente”, etc, que no desalienten al niño y le ayude a superar la situación.

4- Dé ejemplo a sus hijo/a con sus propios errores. Coméntele situaciones que usted ha vivido en las que no hizo algo de la forma correcta y explíquele como rectificó o las tuvo que hacer de nuevo y lo que aprendió de ello.

5- Enseñe a su hija/o a animarse después de haber fallado en algo. Póngase como ejemplo a usted mismo enseñándole la frase con la que consiguió animarse en una situación similar. Repita la frase con su hijo utilizando un tono animoso y pregúntele la frase durante varios días para que él la recuerde.

6- Valore siempre el esfuerzo de su hijo/a y no los resultados, sean cuales fueran. Gratifíquele por el empeño que pone en sus tareas.

7- Reafirme la confianza y la fe en su hijo y hágale saber que está seguro/a de que él puede hacer lo que desea y que no es necesario que trabaje tanto.

Para saber más:

http://es.wikipedia.org/wiki/Perfeccionismo

María del Carmen Ruiz
Maestra habilitada en Educación Infantil, Primaria y Primer ciclo de la ESO en Ciencias Sociales, Geografía e Historia.

Vota el artículo



¡No te vayas sin suscribirte!

Te avisaremos por email de nuevas fichas para descargar.


Únete a otros 18 585 suscriptores.


2 comments

    • María del Carmen Ruiz Post authorReply

      Muchas gracias por tu alentadora opinión.

Deja un comentario